Comienza la vendimia 2014 en Bodega Pirineos

Está prevista la recolección de 3,5 millones de kilos de uva de una muy buena calidad procedente de 800 hectáreas de una veintena de poblaciones de la comarca de Somontano.

 

Bodega Pirineos, bodega emblemática en la D.O. Somontano ha comenzado esta noche la vendimia 2014 con magníficas perspectivas de calidad, aunque se espera un 20% menos de cantidad que el año pasado. La vendimia se prolongará hasta finales de septiembre, durante la cual un dispositivo de 350 personas entre personal de máquinas, viticultores, técnicos y equipo en bodega trabajan sin cesar para recoger el fruto del trabajo de todo el año.

 

Las primeras variedades en entrar serán la blanca Chardonnay y la tinta Merlot. Posteriormente irán llegando el resto de variedades, Gewürztraminer, Macabeo, Sauvignon Blanc que darán paso a Tempranillo, Cabernet, Syrah, Garnacha y las autóctonas Moristel y Parraleta. Una gran selección de las materias primas que en este momento están en un muy buen punto de maduración. A finales de este año ya tendremos disponibles los nuevos vinos jóvenes de la cosecha 2014. La vendimia en Bodega Pirineos se realiza por la noche, a máquina, aprovechando así el buen estado sanitario que presentan las uvas gracias al microclima de contraste que aflora en Somontano durante estos meses.

 

Jesús Astrain, enólogo de Pirineos destaca que “La vendimia 2014 está fuertemente condicionada por las circunstancias ambientales que acompañan el ciclo vegetativo de las plantas. El año anterior se caracterizó por ser una vendimia tardía y agrupada, permitiéndonos vendimiar en tan solo 4 semanas. Esta vendimia presente se anunciaba muy temprana, pero debido a las suaves temperaturas del verano se ha ralentizado y cada variedad ha evolucionado de distinta forma. Así el Chardonnay lo vamos a vendimiar en las fechas habituales y el resto de las variedades se irán incorporando progresivamente a la maduración de una forma media-tardía, por lo que este año tenemos previsto acabar a finales de septiembre. La uva está extraordinariamente sana, es de tamaño de grano pequeño, por lo que se esperan vinos concentrados y muy aromáticos, con una buena expresión. Menos cantidad en variedades como el tempranillo y muy buena cosecha para la variedad garnacha y la moristel que este año han cuajado muy bien.

 

Tenemos todo previsto para trabajar una buena calidad y llevar a cabo unas buenas elaboraciones para dar satisfacción tanto a los productos estándar como a los nuevos proyectos que estamos desarrollando para el mercado nacional y especialmente el mercado de exportación”.

 

La vendimia en directo